En esta entrada el Dr. Gaspar De la Herrán -traumatólogo con una amplia experiencia en el tratamiento de las fracturas y sus secuelas- incide en las Características, Causas y Tratamiento de la Pseudoartrosis, que es como se denomina a la falta de consolidación de una fractura ósea, a pesar de que se haya tratado de forma ortopédica o quirúrgica.

 

Cuando se produce una fractura, el cuerpo comienza desde el mismo momento de producirse un proceso de reparación ósea, independientemente de que si la fractura se trata de forma ortopédica (como por ejemplo con inmovilización con yeso) o se interviene quirúrgicamente para fijar los fragmentos mediante una osteosíntesis (por ejemplo con placas y tornillos o con clavos por dentro de la medular del hueso). La finalidad de la osteosíntesis es reducir la fractura para facilitar que nuestro cuerpo repare y por tanto consolide la fractura.

Secuela de una Fractura mal consolidada: Pseudoartrosis, la Fractura Ósea que NO Pega. Dr. Gaspar De la Herrán del Centro Médico Sendagrup de Donostia - San SebastiánEste proceso de reparación ósea puede tomar dos caminos distintos: seguir un proceso reparativo exitoso y por tanto consiguiendo la consolidación completa de la fractura,  o sufrir algún trastorno en el proceso normal reparativo que retarde este proceso de curación normal (lo que sería un retraso de consolidación) o que no consiga realizarlo en ningún momento (lo que sería una pseudoartrosis).

En este segundo caso, el proceso de consolidación se ve alterado o perturbado por diferentes factores. Unos son mecánicos, como podría ser un exceso de movimiento en el lugar de la fractura, es decir, una mala estabilización de la misma (porque la osteosíntesis realizada no es lo suficientemente estable, o porque la inmovilización con yeso realizada permite una movilización excesiva del foco de fractura). Otros factores pueden ser biológicos, como una insuficiente vascularización de los fragmentos, como en el caso de pacientes con patologías vasculares, o diabéticos.  También puede darse una combinación de ambos factores mecánicos y biológicos.

Tenemos que distinguir por tanto entre lo que sería un retardo de consolidación de la fractura y de lo que sería una pseudoartrosis. En el primer caso, la consolidación no se está produciendo en los plazos habituales, pero el proceso curativo, aunque lentamente, se está produciendo y por tanto cabría esperar una consolidación completa. En el caso de una pseudoartrosis ya establecida, la consolidación no se va a producir si no intervenimos para favorecerla mediante cirugía. Es por ello que ambos procesos (retraso de consolidación y pseudoartrosis) difieren en su fisiopatología, pronóstico y tratamiento.

Rotura de una Placa Tibial que da lugar a una PesudoArtrosis, la Fractura ósea que no pega por el Dr. De la Herrán del Centro Médico Sendagrup de Donostia - San SebastiánEn general se acepta que si la consolidación de la fractura no se realiza en 6-8 meses, estamos frente a una pseudoartrosis, especialmente cuando las imágenes radiológicas evolutivas de la lesión no muestran mejorías en el tiempo. La pseudoartrosis se puede dar tanto en fracturas tratadas ortopédicamente, como fracturas intervenidas donde se ha realizado una osteosíntesis. En el caso de las fracturas intervenidas, si el hueso no consolida, el material de osteosíntesis utilizado (ya sean placas o clavos) acaba rompiéndose por fatiga del material. En esos casos, el diagnóstico de pseudoartrosis es seguro.

Diagnosticada ya la pseudoartrosis, solo la cirugía puede favorecer la consolidación.  El tratamiento debe ser individualizado teniendo en cuenta todos los factores presentes en el paciente, para abordar de manera integral el problema.

En general se requerirá una nueva intervención que consistirá en abordar el foco de pseudoartrosis,  habitualmente retirar el material de osteosíntesis que hubiera (si es una fractura intervenida previamente),  resecar todo el tejido blando fibroso que se ha formado entre los extremos de la fractura (que es el tejido formado en un intento de consolidación fallida), proporcionar una nueva  osteosíntesis estable (habitualmente con placas y tornillos o clavos intramedulares) y en muchos casos aportar injerto de hueso, ya sea propio del paciente (autoinjerto, obtenido habitualmente de la cresta iliaca)  o injerto obtenido del banco de huesos (aloinjerto, obtenido de donantes y conservado congelado a -83ºC).

En general, las tasa de éxito de las Pseudoartrosis intervenidas con estos principios son elevadas.

Acceso a la Unidad de Fracturas y Secuelas del Centro Médico Sendagrup

Write a comment:

*

Your email address will not be published.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR